Aficionados chinos lamentan el anuncio de la marcha del entrenador español del Beijing Guo’an

BEIJING, 27 nov (Xinhua) — Gregorio Manzano, el entrenador español del club de fútbol chino, Beijing Guo’an, confirmó anoche a través de su blog oficial que no seguirá en el equipo capitalino tras dirigirlo durante dos temporadas, lo cual provocó fuertes lamentos entre los aficionados locales.

Manzano, nacido en 1956, publicó a las 23:00 horas (hora de Beijing) una entrada en su blog oficial titulada “Muchas gracias a China”, en la que anunció que no dirigirá al club la temporada que viene, que se inicia la próxima primavera.

“En noviembre, Gregorio Manzano, quien ha sido durante las dos últimas temporadas el entrenador del Beijing Guo´an, equipo de la capital china, ha llegado a un acuerdo con el club mediante el cual no seguirá al frente del equipo la próxima temporada”, indicó un comunicado publicado ayer en el sitio oficial del técnico.

Centenares de seguidores del club se congregaron espontáneamente en la madrugada del pasado día 5 de noviembre para despedir al español antes de su vuelta por vacaciones a España. Muchos de ellos expresaron su deseo del pronto regreso de Manzano, quien fue elegido “el mejor entrenador de la Superliga China de 2014”.

Nacido en Bailén, localidad en la provincia española de Jaén, fue contratado por el club chino en febrero de 2014, después del serbio Aleksandar Stanoyevic.

Durante la primera temporada bajo la dirección de Manzano, el equipo quedó segundo en la Superliga y luchó hasta la última jornada por el liderato, que perdió ante el campeón chino Guangzhou Evergrande.

El español batió todos los récords del club durante los 80 partidos bajo su batuta. Entre ellos, “el récord de minutos imbatidos (820), el de victorias consecutivas (7) y el de partidos invictos (21)”.

Asimismo, Beijing Guo’an llegó al “liderato por primera vez del grupo de la Champions asiática, y se convirtió durante dos años consecutivos en el equipo menos goleado de la Liga”, narró el español, quien también se mostró satisfecho de haber entrenado a dos jugadores chinos que dieron el salto a Alemania y España.

Calificando su experiencia en China de “inolvidable”, Manzano indicó que sólo le quedó decir “muchas gracias a todos de corazón y hasta pronto”.

Curiosamente, el español aún decía que “sería un honor dirigir la selección nacional china” durante un evento público organizado el pasado 3 de noviembre en el Instituto Cervantes de Beijing. Afirmó que había recibido la propuesta de otro club chino que no era el Guoan.

Mientras que la dirección del club no hizo comentarios a través de los medios oficiales, aunque fuentes cercanas al club indicaron que la escuadra estaba sondeando a un técnico coreano para la próxima temporada, los aficionados del club manifestaron su cariño y aprecio por los esfuerzos del español a través de las redes sociales.

Tras la aparición de rumores que decían que el entrenador no regresaría a China, los aficionados todavía contaban con la esperanza de que los jefes del club no rescindiesen el contrato a Manzano, explicó a Xinhua un aficionado anónimo del club.

Los medios deportivos chinos atribuyeron la decisión del club de no continuar con el entrenador a las derrotas durante la segunda mitad de la última temporada.

Sin embargo, los analistas puntualizaron que la falta de inversión del club fue la principal causa del resultado final.

En una entrevista con la prensa española el pasado febrero, Manzano aún contaba su “sueño chino” de acabar con la inquebrantable fortaleza de Guangzhou Evergrande, y sostuvo que el mundo futbolístico de China “es una liga emergente”.

“El sueño es mejorar lo que uno ha realizado. Dar un pasito adelante. En la liga queremos intentar luchar con Evergrande y como poco, hacer un año tan bonito como el pasado”, apuntó.

Según otros aficionados del club, fue una lección que la dirección de Guo’an, compuesta por empresarios, debería aprender.

“La Superliga China lleva apenas 25 años funcionando. Les queda mucho por recorrer y China tiene que empezar a pensar en el sistema estructural del fútbol”, apuntó el ex técnico del Atlético de Madrid en el evento mencionado.

“Cuando digo esto no hablo solamente de mejorar la Superliga, que es la cabeza visible y lo que aparece en televisión. Donde hay que avanzar más es en la base, allí donde se forman los jugadores que después llegarán a competir al máximo nivel”, agregó.

“Lo primero que hicimos fue comenzar a intentar buscar un sistema de juego que permitiera ganar y jugar bien al fútbol. Al inicio de la pasada temporada hubo resultados muy favorables y el equipo se fue encontrando, creciendo”, explicó Manzano.

“Desgraciadamente, las ligas chinas, con sus propias características, ponen más atención al resultado, cuánto a cuánto”, comentó otro seguidor del Guo’an en las redes sociales, citando el lema del club de “Siempre somos el campeón”.

Gregorio Manzano fue el primer español que dirigió un club en la liga profesional de China. Su compatriota José Antonio Camacho fue entrenador de la selección nacional china de 2011 a 2013.

 

Luan Xiang

spanish.xinhuanet.com

 

(editado para esta web)